Joven con Crianza

Los vino jóvenes con crianza se consideran los que, una vez han pasado el proceso de fermentación en depósito, pasan a barricas de madera durante un periódo de tiempo muy corto, aproximadamente no más de 6 meses.